Notas de Opinión

Sin palabras

26/06/2018

Macri pasó por Tandil. Confirmó sobre la hora, se escondió. Habló con un solo medio, al resto los cercó. Hubo manifestantes, pero los obvió. Sonrió, dio una vuelta y se fue. ¿No tiene nada que decir?

por
Brando Bruni

Macri llegó a Tandil casi a escondidas. Era poco más que un rumor su llegada, junto con la gobernadora Vidal. Apenas un rato antes se confirmó que iba a pasar por acá.

La escueta agenda solo tuvo asignados un paso fugaz por la tele y otro por el Hospital de Niños, para ver el monumento a su tío.

Fácil darse cuenta porque el hermetismo. Apenas se supo, manifestantes se acercaron al nosocomio. No fueron muchos, es cierto, solo los que se enteraron y pudieron organizarse para ir en medio de una jornada de paro general.

El presidente solo hablo con un medio local. Uno solo. Al resto de los trabajadores de prensa se les prohibió acercarse. La comitiva del presidente, su aparato de seguridad, armó la valla humana y que la mayoría de las cámaras lo vean de lejos. Apenas un medio y el intendente, pudieron acercársele. Y cuando habló por tele, se puso el casete, obvio.

Peor que eso, la puesta en escena. Los manifestantes gritaban sus reclamos, pero él, como si nada, dio una vueltita alrededor del busto de su tío, sonrió para sus propias cámaras y se mandó a guardar. Esas fotos seguramente serán las que se divulgarán desde su entorno, pero el video que publicó el portal colega ABC HOY deja en claro la situación.

Macri vino a hacer unos pocos minutos de circo y tomarnos el pelo. Incluso con el gobierno local casi ni habló, dicho esto por el propio Lunghi.

Pero la pregunta que se responde sola es: ¿Por qué se esconde? Como se escondió hace poco, el Día de la Bandera, que ni apareció por Rosario. ¿Por qué no quiere responder preguntas?, ¿No tendrá nada que decir?, ¿No sabrá que decir?, ¿Sabrá que cada vez son menos lo que lo apoyan?

Ya no puede negar que el país va de mal en peor, ya pasó demasiado tiempo para seguir hablando de la pesada herencia, no puede seguir echándole la culpa al pueblo por no abrigarse dentro de su casa, no puede justificar que pasó todo lo contrario a lo prometido en campaña. Ya no puede justificar nada, entonces, le aconsejan el silencio, mirar al pueblo de lejos. Sin palabras.

Envia tu comentario

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algun comentario violatorio del reglamento sera eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptacion del Reglamento

Últimas noticias

DIA DEL EMPLEADO DE COMERCIO

DIA DEL EMPLEADO DE COMERCIO

Negocios cerrados y un paro a la vuelta de la esquina

NOTA DE TAPA - SEMANARIO

NOTA DE TAPA - SEMANARIO

Corto circuito productivo


2008 - 2016 © www.eldiariodetandil.com | Todos los derechos reservados